Clandestino

publicado en: Tendencias | 0

Autora: Mtra. Dora Calderón Servín

dcalderon@escueladediseno.edu.mx

Becarios: Carlo Muñoz y Jessica de Lara

Resumen

Dentro de las grandes ciudades, existe una incesante búsqueda por el desarrollo y la urbanización desmedida cuyo fin es alcanzar el punto máximo de modernización que pueda satisfacer al mundo contemporáneo y consumista, es decir, las necesidades de una sociedad globalizada. Como resultado de esta búsqueda se genera una uniformidad en el modo de vida de las personas rompiendo con la individualidad del ser humano. Lo monótono, constante y rutinario se vuelven adjetivos que bien califican la vida diaria.

Ante la falta de estímulos que sobresalgan de la cotidianidad surge una demanda de emoción que exalte la curiosidad del ser humano, desatando una búsqueda de todo aquello que le genere asombro, haciendo de esto una actividad significativa que pueda ser considerada como propia, dotando de singularidad a la experiencia y enriqueciendo el carácter individual de la persona.

En la Ciudad de México, esto se ha manifestado en el surgimiento de lugares, vestimenta y alimentos dirigidos a quienes tratan de romper con la monotonía y huir de lo cotidiano, recurriendo a la intimidad de las cosas como un elemento exquisito que permanece oculto para conservar su valor, siendo este un acercamiento a un universo que se encuentra dentro de otro visible, una experiencia que se esconde al tiempo que está a la vista de todos, a la luz de la ciudad, un mundo Clandestino.

Introducción

Clandestino es una tendencia que se ha detectado en distintos lugares de la Ciudad de México. Se trata de un fenómeno que revela contrastes y dualidad. Invita a explorar más allá de lo que tus ojos te permiten ver de primera intención: una vez que se atraviesa el umbral de lo exterior, la impresión en el cambio significativo de formas, colores, escenarios y tonalidades, generan en el individuo emociones y sensaciones frescas. Mientras mayor sea el reto por revelar estos lugares, mayor será la recompensa.

Antecedentes

Miedo Consciente  

Gusto por lo prohibido

El ser humano posee una curiosidad innata para explorar su entorno. Nos sentimos atraídos a los que no se encuentra a nuestro alcance, lo desconocido y misterioso genera cierto temor y nos ayuda a reconocer nuestros propios límites, clasificando como prohibidas ciertas prácticas tanto en el aspecto individual como en el colectivo. Sin embargo, sentimos la necesidad de descubrir y explorar todo aquello ajeno a nosotros, generando una atracción y un deseo por romper con los esquemas establecidos y crear nuevos límites. De acuerdo con Michael Balint, psicoanalista y bioquímico británico, el gusto por lo prohibido responde a lo que se conoce como miedo consciente, el cual consiste en la exposición intencional y voluntaria ante algún peligro externo sintiendo miedo por ello, pero en completo conocimiento y seguridad de que el riesgo puede ser tolerado y controlado, generando así una sensación placentera ya que somos nosotros los responsables a dicha atracción.

 

Dicho lo anterior, el gusto de la personas por visitar lugares de cierto modo secretos y desconocidos, está relacionado al miedo consciente. En el caso de los bares speakeasy, aluden a la época de prohibición de los años veinte, y las personas teniendo en cuenta eso sienten curiosidad por “revivir” lo que en algún punto de la historia estuvo prohibido.

Esta sensación se puede vincular con un fenómeno conocido como FoMO[1], el cual es un trastorno que provoca un estado de ansiedad constante por estar conectados y enterados de todo lo que pasa a su alrededor. Aunque este fenómeno existe particularmente en el entorno de las redes sociales[2], comprende mecanismos de deseo que motivan a las personas a perseguir experiencias nuevas que puedan otorgarle un sentido de admiración dentro sus círculos sociales.

 

Ley Seca
Surgimiento de los bares Speakeasy

La Ley Seca o Prohibición se refiere a la época en la cual se impedía la venta, fabricación y transporte de bebidas alcohólicas en Estados Unidos entre los años de 1920 y 1933 . Dicha ley no pudo erradicar el consumo de alcohol en su totalidad.

De hecho, surgen en Nueva York de manera clandestina los llamados clubes “speakeasy”, donde se propiciaba la venta y consumo de alcohol de manera ilegal. Se tenía conocimiento de estos clubes ya que las personas pasaban la información de boca en boca, corriendo el rumor de la ubicación de dichos lugares, normalmente escondidos en los sótanos de otros establecimientos, manteniendo así la clandestinidad.

Hoy en día, se ha retomado el espíritu de los bares speakeasy, surgiendo así varios establecimientos que reviven el concepto de “secreto” y “clandestino” sin la necesidad de situarse a escenarios ilegales. Este tipo de productos y lugares pasan desapercibidos pues se encuentran disimulados tras apariencias cotidianas e incluso tradicionales y aunque parecen ocultos a simple vista, pueden ser encontraros si se tiene acceso a “contactos” con información “privilegiada”.

Diseño de la Experiencia
Enfoque en el individuo

Un aspecto que distingue a esta tendencia es la creación de experiencias que se sobresalgan de lo convencional: una reconceptualización donde además de exhibir una apariencia novedosa, se promueven sensaciones que alimentan el instinto de descubrir y exponerse a estímulos inéditos,   que exijan reinventar nuestras propias fronteras.

Dichas experiencias se materializan en un productos y servicios, se enfocan en captar la atención del individuo, manteniendo su interés y generando elementos que sean relevantes y representativos. En el caso de los servicios como bares y restaurantes, el diseño de ambientes que inviten a una interacción diferente e inesperada entre personas, objetos y espacios, es un aspecto crucial que define el grado de inmersión en la experiencia. Si bien las personas no tienen conocimiento previo de la experiencia, la expectativa debe seducir y asombrar.

 

Clandestino es una tendencia latente en la CDMX; se logra detectar en varios tipos de negocios y servicios, siendo dirigida a personas en su mayoría jóvenes de nivel económico medio a alto, que buscan probar experiencias distintas a las que comúnmente se encuentran en la ciudad. Algo que distingue este tipo de ambientes, es el relativamente poco conocimiento que la gente tiene de ellas y la dificultad para encontrarlas. Se mantienen ocultas al ojo público y tanto como a los reflectores de la publicidad en masa.

Dentro de sus cualidades resalta la intención de una apariencia ordinaria y conservadora, al tiempo que contrasta con un estilo de vida sofisticado, colorido e incluso exclusivo. Esta característica acentúa los elementos extraordinarios, envolviéndolos de una apariencia “simple” , la cual es lo que se logra percibir a primera vista sin embargo, para el ojo entrenado, invita a dejarse seducir por las experiencias que aguardan en el interior.

La CDMX es un lugar ideal para el desarrollo de esta tendencia ya que ante la inmensidad es más fácil ocultar algo que pretende ser en cierto modo exclusivo. Clandestino no va en contra de la norma social, al contrario, se mimetiza en el contexto de la cotidianidad para presentar un interior fuera de las normas de lo ordinario. Es un antídoto contra la monotonía el cual redefine el diálogo que existe entre la apariencia exterior y los tesoros del interior.

 

Conclusiones

La esencia de este fenómeno es el antagonismo entre el estilo exterior y el interior. Sus evidencias se pueden encontrar en alimentos, bares, restaurantes, arquitectura y moda. Por ejemplo: edificios con fachadas tradicionales que resguardan diseños interiores contemporáneos; ropa íntima llena de detalles, estampados y color que desafía la costumbre de permanecer oculta y se deja entrever a través prendas exteriores con transparencias y rasgaduras; peinados desafiantes que se resguardan bajo cabelleras simples, o bien; alimentos exóticos con cocciones extravagantes que en su exterior mantienen un estilo familiar.

Clandestino es una tendencia en la que coexisten diferentes estilos sin necesidad de diluirse. El exterior es una máscara diseñada para pasar desapercibida: frugal, con colores opacos, fachadas desgastadas y tradicionales, materiales simples como concreto, madera, o ladrillo. Mientras que el interior sorprende con colores saturados y contrastantes, un estilo que tiene una intención clara: revelar su naturaleza contemporánea.

Esta tendencia incita al observador a explorar hasta el más mínimo detalle, todo guarda algún secreto por revelar, y esa la clave para hacer de algo ordinario, extraordinario.

ADN: 

#clandestino

#secreto

#contraste

#tentación

#experiencia

#asombro

#debocaenboca

#desconcierto

#único

#sorpresa

#confusión

#oculto

#inquietud

#fomo

#hallazgo

 

Referencias

Barragán, Z. (2017). 9 restaurantes secretos en la CDMX que vale la pena encontrar. (sitio web) The Happening. Recuperado de https://thehappening.com/restaurantes-secretos-en-el-d-f-que-vale-la-pena-encontrar/

Collado, Adriana. (2014). La Ley Seca o Era de la Prohibición. (sitio web) aboutespanol. Recuperado de https://www.aboutespanol.com/la-ley-seca-o-era-de-la-prohibicion-1772139

Hernández, Lizbeth. (19 septiembre 2016). Bares Speakeasy, secreto a voces. El Financiero. Obtenido de http://www.elfinanciero.com.mx/after-office/bares-speakeasy-secreto-a-voces.html

Ley seca en los Estados Unidos. (s.f). En Wikipedia. Recuperado el 22 de septiembre de 2017 de https://es.wikipedia.org/wiki/Ley_seca_en_los_Estados_Unidos#Prohibici.C3.B3n_total_de_consumo:_Pueblos_ind.C3.ADgenas

Ospina, A. (2017). Las claves del diseño de experiencias. (sitio web) Young Marketing. Recuperado de http://www.youngmarketing.co/las-claves-del-diseno-de-experiencias/

Tomlinson, J. (2007). The culture of speed: The coming of immediacy. Sage. Recuperado de https://books.google.com.mx/books?hl=es&lr=&id=cZSKBrZj3voC&oi=fnd&pg=PP9&dq=john+tomlinson&ots=a2yc-zSc2o&sig=YyA_xjP0ADPSaNPrihDX2wsi6Uo#v=onepage&q=john%20tomlinson&f=false

Zanella, Karen (2017). Bares speakeasy en CDMX: Conoce los bares ocultos en la ciudad. (sitio web) Dónde Ir. Recuperado de https://www.dondeir.com/2017/01/bares-speakeasy-en-cdmx-encuentra-bares-ocultos-detras-de-refrigeradores/

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *